Este blog pretende ser un vehículo de comunicación del grupo “Aquí-Allá”.

Este grupo se llama así porque trata de investigar, de explorar, las relaciones entre los que vivimos Aquí y los que, en principio, creemos que viven Allá. Esta es nuestra hipótesis de partida.

En el grupo hablamos en general del “Allá” para referirnos precisamente a esa vida, paralela a la nuestra, de los que ya pasaron por la muerte terrenal. Utilizamos este nombre porque no tiene una connotación “confesional”.

Esto no significa que tengamos nada en contra de ninguna Confesión Religiosa. Creemos sencillamente que bajo nuestro nombre pueden alinearse personas que tienen fe y personas que no la tienen, pero que están unidas por el mismo  deseo de investigar, de descubrir ese otro mundo paralelo e intrigante, con un gran respeto a las opiniones discrepantes.

¿Por qué exploramos ese mundo?

Primero, porque queremos descubrir qué hay detrás de esas supuestas irrupciones del Más allá a que se refieren determinados estudiosos de estos temas: luces, voces, palabras, posesiones, fenómenos supuestamente provocados desde otras dimensiones…

Segundo, porque hay personas que han perdido un ser querido y se encuentran, a veces, al borde de la desesperación, y creemos que se sentirían aliviados si supieran que ese ser querido siguen viviendo en otras condiciones.

Tercero, para tratar de encontrar alguna razón seria por la que las Confesiones Religiosas se niegan, en general, a estudiar estos temas, cuando, en principio, si se demostrase la existencia de ese Más allá, sería una confirmación de la resurrección de los muertos en la que casi todas dicen creer.

Este blog busca, por tanto, ser no sólo un instrumento de comunicación, sino también un amigo en el caminar doloroso de los que han perdido un ser querido y se preguntan si todo terminó detrás de la losa del sepulcro.

Saludos, amigos.

Alfredo

Anuncios